Multitud April 25, 2018

Texto y foto por Salma Cuevas (@SalmaCuevas_)

Las constantes agresiones contra los artistas urbanos que se encuentran en el Centro Histórico de la Ciudad de Puebla son una clara muestra de la falta de tolerancia que existe en nuestro municipio.

Los últimos 3 días se han reportado casos de jóvenes artistas que han sido víctimas del abuso de poder de las autoridades, el día de hoy, un grupo de periodistas nos reunimos con algunos de ellos para saber qué es lo que realmente está pasando.

Una de las víctimas más recientes, cuyo nombre artístico es Fher No Se Que, quien fue detenido por el delito de “condicionamiento de la vía pública” el día sábado 21 de abril del corriente entre las 16:00 y 17.00 hrs., de acuerdo a lo que le explicaron comenta que:

 “este delito consiste en pedir dinero en las calles, utilizar un semáforo para vender dulces, por hacer cualquier otra cosa que no sea que pasen coches”.

Su principal actividad se centra en el semáforo, ya que, a pesar de hacer malabares, se considera actor urbano, su trabajo consiste en crear diferentes personajes y presentarse en un semáforo, en un parque y cuando le es posible, en algún foro.

Nos decía también que “el movimiento de los semáforos es algo a nivel Latinoamérica”, podemos encontrar en diversas redes sociales los videos de jóvenes de diferentes nacionalidades haciendo semáforo. Una de las razones principales de realizar esta actividad, en palabras suyas es:

por la necesidad de los espacios, es un espacio en el que podemos realizar prácticas, y la verdad se prestan mucho para que uno esté entrenando y al mismo tiempo estás generando un espectáculo para las personas, también les ayudamos a quitarse un poco de estrés…. En el momento en el que a nosotros nos ven en el semáforo pues se distraen y así pueden llevar  el día con más alegría mientras nosotros estamos entrenando.”

Debemos ahora cuestionarnos si lo que muchos de estos jóvenes artistas realizan está mal, una forma de hacerlo es quitándonos los prejuicios que tenemos sobre ellos, muchas veces se les ve como gente sin estudios, sin trabajo, en pocas palabras, sin oficio ni beneficio. No nos ponemos a pensar que hay detrás de todo esto, la mayoría de ellos son estudiantes de licenciatura, algunos de ellos son ya padres de familia, lo único que buscan realizando esta actividad, como bien lo decían, es sacarle una sonrisa a la gente, ellos ofrecen su acto en cada alto y por eso se les trata de manera injusta.

Este joven habló abiertamente de su experiencia, de cómo fue tratado, y qué fue lo que le pasó, su único delito fue estar sentado en la acera a la hora equivocada, acompañado de sus amigos, esperando para empezar su acto. Quienes se encargaron de su detención pertenecen al H. Ayuntamiento de Puebla, se presentan sin dar información, no vienen con identificaciones y tampoco son policías; ellos arremetieron contra los jóvenes por la espalda, tratando de arrebatarles sus objetos personales y sus instrumentos de trabajo. Dos de ellos pusieron resistencia al pensar que se trataba de un robo, al darse cuenta de lo que realmente estaba pasando, trataron de defenderse sin tener éxito alguno, Fher, es una víctima más de el llamado “Operativo 4×4”, del cual no hay información alguna, y como él, se han reportado muchos más casos ¿hasta cuando vamos a seguir haciendo caso omiso de lo que está pasando ante nuestros ojos?

Leave a comment.

Your email address will not be published. Required fields are marked*